Editora Girasol comenta sobre “Una vela encendida”

Por Pinocha Girasol Gepetto, Historiadora

Me tomé unas merecidas vacaciones de verano y regresé el pasado viernes a mi querida Isla Del Coquí.  Tan pronto llegué, llamé a mi amiga Amapola Pinocha Del Valle y noté su voz en un tono bajo.

Ayer sábado, al encender la computadora, me sorprendió el “Soliloquio” escrito por ella y titulado “Una vela encendida”.  Hace meses he estado preocupada porque Amapola no ha producido las entradas semanales a su Blog como habíamos establecido al crearlo.  Ella aprendió a manejar el programa de publicación de Word Press y me pide ayuda sólo cuando lo considera necesario.  Me decidí a visitarla.   Al llegar a casa de Micaela Noventayocho  (como ahora llama a su mamá) donde ha estado en su turno de cuido por una semana, la encontré vestida y acicalada “de novela”.  Su apariencia era todo lo contrario a la que imaginé cuando leí la entrada del Blog ayer.  Sin embargo, pude descubrir debajo de su maquillaje, su cotidiana expresión de tristeza.  Como recientemente se ha empeñado en hacer caricaturas, me regaló la primera que ha hecho de ella misma.

Admiro a mi querida amiga Amapola, con sus reflexiones, poemas y dibujos ella pinta su vida de colores.  Es amante de la lectura de poesías líricas y románticas.  Aunque ella no es poetisa, y así lo afirma, disfruto y admiro sus poemas sencillos y sus Soliloquios, los que ella designa como “reflexiones existencialistas“.  He decidido brindarle un apoyo más firme y continuo para que lleve a cabo entradas más frecuentes a su Blog.  Este Proyecto, en el que acepté participar como editora y colaboradora, es una aventura que estoy disfrutando como si yo fuera su hermana gemela.

 

This entry was posted in Uncategorized and tagged , , . Bookmark the permalink.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *